Las raciones de gran tamaño son un factor importante en la epidemia de la obesidad | Clínica Obedere | Noticias Las raciones de gran tamaño son un factor importante en la epidemia de la obesidad - Noticias Clínica Obedere

Las raciones de gran tamaño son un factor importante en la epidemia de la obesidad
01/01/1970

En un estudio realizado en Brasil, China, Finlandia, Ghana, India y los Estados Unidos se encontró que el 94 por ciento de las comidas servidas en restaurantes contienen más calorías que las recomendadas. Los restaurantes con frecuencia sirven raciones de gran tamaño, no solo en los EE. UU, sino también en muchos otros países.

El estudio publicado en el British Medical Journal, pesó y midió el contenido energético de las comidas servidas por restaurantes en Brasil, China, Finlandia, Ghana e India. Los resultados mostraron que el 94% de los platos principales más populares servidos en restaurantes a la carta y el 72% de los que se toman en la barra en establecimientos de comida rápida contenían más de 600 kilocalorías (kcal), el punto de referencia recientemente recomendado por el Servicio Nacional de Salud del Reino Unido para ayudar a reducir la epidemia mundial de obesidad.

 

Los investigadores encontraron una correlación significativa entre el peso de la comida y el contenido de energía. Llegaron a la conclusión de que algunas comidas populares eran mucho más grandes y más calóricas de lo necesario.

 

“La obesidad es un problema de salud mundial causado por varios factores, como la vida sedentaria, el consumo de alimentos procesados ​​y azúcar, y la sobrealimentación”, dijo Vivian Suen, que es coautora del artículo. “Muchas personas pueden confundir el deseo de comer con el hambre. Este estudio muestra que cualquier estrategia para combatir la obesidad también debe considerar estos excesos. El hecho es que muchas personas que frecuentan estos restaurantes están comiendo en exceso”, explicó Suen.

 

Según el estudio no solo estamos comiendo los alimentos equivocados sino que aunque sea una comida considerada “saludable”, estamos comiendo en exceso. De hecho, los resultados mostraron que el contenido de energía de la comida rápida (809 kcal) era màs bajo que la comida a la carta en un restaurante (1317 kcal). Sin embargo, el estudio estaba lejos de ser una defensa de los establecimientos de comida rápida.

 

“Puede tomarse como una advertencia de que mientras nos enfocamos en la comida rápida y en las campañas para fomentar una alimentación saludable, todo lo cual es positivo y necesario, estamos pasando por alto factores importantes como la gran cantidad de comida que comemos, que puede también tener un gran impacto en la obesidad global”, dijo Suen.

 

“Cuando las personas no obesas hacen una gran comida al mediodía, normalmente sienten menos hambre en la noche y comen menos para la cena”. Es el llamado mecanismo de compensación. “Sin embargo, las personas obesas no parecen tener esta regulación en términos de comer menos en la próxima comida”.

 

En general, lo que importa a largo plazo es el contenido total de energía en términos de calorías. La calidad de los alimentos también es importante. Comer carbohidratos de baja calidad, como grasas saturadas o grandes cantidades de azúcar, contribuye a las enfermedades asociadas con la ingesta excesiva de estos productos.